Lápices acuarelables

Los lápices de acuarela ofrecen los mismos beneficios que las pinturas de acuarelas, pero son más fáciles de controlar que un pincel.

Los lápices se pueden sumergir en el agua y poner en papel del mismo modo que las acuarelas estándar.

Estos lápices son ideales para los niños, ya que tienen una necesidad mínima de agua.